Category Archive Avalúos

Las ventas de vivienda en Bogotá crecieron 15%

La capital mejoró en el 2018 y Cundinamarca mantuvo su dinámica.

El inicio de obra de viviendas nuevas también aumentó en el 2018: 1,7% en Cundinamarca y 2,3% en Bogotá.

El año pasado se comercializaron 67.924 viviendas nuevas en Bogotá y Cundinamarca, 10.473 más que en el 2017.

Así lo anunció la regional de la Cámara Colombiana de la Construcción (Camacol) en su informe de cierre del 2018, en el cual destacó que esto representó un aumento de 18,23%.

Sin embargo, según la gerente del gremio, Martha Moreno Mesa, el valor agregado del reporte estuvo en Bogotá, donde la comercialización de la oferta residencial para estrenar se incrementó 15%. Un dato relevante, si se tiene en cuenta que el 2018 estuvo lleno de altibajos, con varios meses de indicadores a la baja.

Incluso, aún con saldo en rojo, la encuesta de Fedesarrollo sobre la disposición a comprar vivienda en la capital cerró en diciembre del 2018 con -11,7%, que, sin embargo, frente a noviembre del mismo año empezó a dar pistas de recuperación (ese mes reportó un -14,2%).

De los datos de Camacol también hay que destacar el desempeño del departamento de Cundinamarca con sus municipios aledaños, donde la comercialización de casas y apartamentos registró una variación de 22%.

De esta forma, y a pesar de algunos registros en el sentido de que la inversión inmobiliaria estaba retornando a Bogotá y disminuía en Chía, Cajicá o Mosquera, entre otros, esta se mantuvo estable y con cifras al alza.

En este entorno, un resultado para destacaren la región está relacionado con la dinámica de la vivienda de interés social (VIS), ya que de las 67.924 unidades negociadas durante el año pasado, 42.562 correspondieron a este segmento, mientras que 25.362 fueron de estratos medio y alto (es decir, no VIS).

LA VIS SE CONSOLIDA

La confirmación del buen comportamiento de las ventas de la oferta subsidiada, tanto en Bogotá como en Cundinamarca, se lee en una cifra: el incremento de 39%
“Estamos muy optimistas de que este año la actividad seguirá una dinámica de fortalecimiento y en esto ayudará mucho que se consoliden importantes proyectos, y se tomen determinaciones normativas claves para el futuro, generando así mayor confianza para la inversión”, dijo la dirigente gremial.

Al respecto, el gerente general de la constructora Arvinco, José Joaquín Caicedo, coincidió en que el protagonista del mercado en temas de construcción seguirá siendo la VIS.

“Para que las constructoras sigan edificando este tipo de vivienda, es clave que el gobierno mantenga los beneficios, ya que los dos últimos años han sido muy duros”, anotó el directivo, quien destacó que la meta de la compañía con nuevos proyectos está en ciudades como Cali y Armenia, y claro, en Bogotá.

Sobre lo que viene para la región, la gerente regional de Camacol destacó otro indicador importante: las iniciaciones de nuevos proyectos. “Lo que está sucediendo con este nos tiene muy tranquilos, ya que luego de superar meses difíciles, el año pasado comenzaron obra 55.883 casas y apartametos”. Sobre esta variable, el informe de Camacol reveló que las variaciones anuales fueron de 2,3% en Bogotá y de 1,7% en Cundinamarca.

Fuente: portafolio.co

GIA Grupo Inmobiliario Avacol. Grupo empresarial inmobiliario con más de 25 años de experiencia ofreciendo soluciones en temas inmobiliarios y de construcción.

Avalúos – Arriendos – Ventas – Construcción – Consultoría Inmobiliaria.

¿Quiere invertir en finca raíz? Estas son las opciones para el 2019

Vivienda, oficinas y comercio, y compra de ‘stock’ viejo para nuevas obras, entre las alternativas.

Vivienda de interés social (VIS), oferta residencial de estrato medio –a pesar de que ya no hay subsidio a la tasa– y hasta iniciativas respaldadas por los fondos inmobiliarios, son algunas de las sugerencias de inversión para el próximo año.

Para entender cómo estará el mercado y a qué apuntarle para diversificar las opciones de negocio, EL TIEMPO consultó a varios analistas, quienes identificaron las oportunidades. Para comenzar, las primeras alternativas tienen a la VIS en la punta de la lista; de hecho, para este segmento se habilitarán 32.000 cupos del programa Mi Casa Ya en el 2019.

Oferta de segmento medio

Sobre este mercado, EL TIEMPO hizo un análisis en la edición pasada, a propósito de las opiniones que surgieron tras el anuncio de que no contaría con el apoyo del subsidio a la tasa. A pesar de esto, varios constructores coincidieron en que el negocio sigue, hay casi 60.000 unidades en oferta y –por lo menos ahora– las tasas hipotecarias aún son manejables.

Al respecto, el gerente del Grupo Oikos, Luis Aurelio Díaz, destacó que están desarrollando más de 25 proyectos en el país. “Manejamos una cartera inmobiliaria que supera los 30.000 millones de pesos al año y, además, para satisfacer la demanda de los colombianos en materia residencial, tenemos un portafolio de vivienda amplio enfocado en los estratos medio y bajo, donde hay un potencial grande”.

El arriendo también está en la lista

El alquiler es otro mercado en alza. El consultor de banca de inversión, César Llano, reconoce que está en un proceso de transformación y es una opción válida para quienes no desean ser propietarios.

“Hay gastos asociados a la compra en los cuales muchas personas no quieren incurrir; igual, desde que existan estos clientes, también habrá compradores de viviendas nuevas o usadas para la renta, y de esta forma se mantendrá la dinámica en diversos frentes”, señala.

En línea con esta figura, pero de la mano del leasing, hay otras apuestas cada vez más cercanas a los inversionistas. De hecho, en el listado de las políticas públicas están el programa del Gobierno, Semillero de Propietarios (un subsidio para comprar vivienda en arriendo), que aseguró 452.000 millones de pesos para los primeros 40.000 subsidios, de un total de 200.000. Para el funcionamiento de esta iniciativa de arrendamiento social, que opera como un leasing, el presidente Iván Duque firmó el decreto 2413.

También en el FNA
El Fondo Nacional del Ahorro (FNA) también tiene Ahorra tu Arriendo, que igualmente maneja el alquiler con opción de compra para los afiliados que tengan sus cesantías o su ahorro voluntario en la entidad. Incluso, los independientes pueden beneficiarse. Este programa apoya a quienes ganan hasta 2 salarios mínimos, entre 2 y 6, y más de 6.

De esta forma, están abiertas las posibilidades de adquirir una casa o un apartamento con precios de hasta 105 millones de pesos y entre 105 y 432 millones. Quienes devengan más de 6 salarios mínimos pueden acceder a oferta de más de 432 millones de pesos. A los programas del gobierno se suma el leasing habitacional de la banca tradicional, muy utilizado para adquirir inmuebles de rango medio.

A estas apuestas de inversión tradicional, varios representantes del sector les agregan otras, poco exploradas, pero importantes para quienes desean diversificar su portafolio.

Inversión fuera de lo común
Por ejemplo, Llano señala que si estuviera en sus manos, “en el 2019 compraría todo lo que se pueda convertir en tierra urbana. Esto significa, desde casas de barrio, o sea, inventario viejo con potencial de desarrollo, hasta edificios completos”.

Obviamente, en el segundo caso la gran mayoría no cuenta con los recursos para un negocio de esas características. Por eso, Llano recuerda que “se debería hacer sumando el capital de varias personas”.

El consultor asegura que hay oportunidades de valorización, siempre y cuando se evalúen muy bien, con buena asesoría. Para tener una primera orientación, recomienda preguntar en la curaduría sobre la norma urbana y el potencial del inmueble; esto, con el objetivo de tener claro el uso permitido en el sector en el que está ubicado. “Es importante tener claro que es una labor de largo aliento, que implica ser conscientes de qué se quiere. Además de los trámites de rigor, exige una gran suma de dinero”.

Juan Carlos Delgado, gerente general en Colombia de la empresa de servicios inmobiliarios Cushman & Wakefield, les ve potencial a los fondos inmobiliarios, aunque reconoce que la mayoría de los negocios que manejan son de grandes montos.

Centros comerciales y oficinas

Muestra de ello es el reciente informe de las ciudades con las calles más caras para comercio en el mundo.

Aun así, señala que localmente los vehículos de inversión se han abierto a las personas naturales. “De hecho, en nuestro caso existe la posibilidad de orientarlas sobre los activos que valen la pena; en ese sentido, vemos algo interesante en centros comerciales y oficinas, donde, ante la imposibilidad de que una sola persona pueda destinar grandes sumas de dinero, se reúnen varios capitales y así se logra una buena cantidad que puede generar buenas rentabilidades”.

De esta forma, tras dos años complicados las apuestas de los constructores e inmobiliarios están sobre la mesa, con un objetivo que -además de ganar con los negocios- busca satisfacer la demanda de los clientes.

Fuente: eltiempo.com

GIA Grupo Inmobiliario Avacol. Grupo empresarial inmobiliario con más de 25 años de experiencia ofreciendo soluciones en temas inmobiliarios y de construcción.

Avalúos – Arriendos – Ventas – Construcción – Consultoría Inmobiliaria.

La vivienda estará mejor a finales del 2019: BBVA

Desaceleración del sector edificador en el país no elimina potencial de largo plazo, dice estudio.

Tras la profundización en la disminución del ritmo de las ventas de vivienda en el país a partir del 2016 y la reducción de la oferta en el 2017, un estudio presentado esta semana por de BBVA Research identificó la ruta que seguirá la industria para volver a niveles de equilibrio, que, prevé, se consolidaría a finales del 2019.

Sobre la reducción de ese stock, la entidad advierte que “se dio en una intensidad menor y con rezago respecto a las ventas”. El informe también enfoca una parte del análisis, con corte a junio pasado, en los indicadores de rotación, que, para el caso de las empresas constructoras más pequeñas estuvo lento, pues el tiempo en vender los inmuebles fue de 19 meses. Por su parte, en las firmas medianas llegó a 11 meses y en las grandes, a 7.

El documento también destaca que las compañías de mayor tamaño tienen el 5,2 por ciento de sus unidades terminadas sin vender (como porcentaje de su oferta total) y las medianas, el 4 por ciento. Al contrario, las pequeñas empresas cuentan con el 10 por ciento de las casas y apartamentos disponibles terminados sin comercializar.

Aun así, mientras que en el 2017 la oferta se incrementó 2,4 por ciento, el dato del primer semestre de este año reveló una variación de -1,2 por ciento, que podría leerse como una consecuencia de la corrección del mercado. “Incluso, en el segundo semestre del 2018 empezó a caer y eso es bueno para el ajuste”, destacan los datos de BBVA Research.

Fuente: eltiempo.com

Para mirar con lupa

En este entorno, hay un indicador para monitorear que destaca el área de investigación de la entidad: la ampliación de los plazos de venta de los proyectos (o sea, el tiempo entre la fecha en que comienza a comercializarse y la de inicio de la obra), que para los rangos medio y alto (no VIS) está en 16,4 meses.

Según el BBVA, “existen riesgos de descalce (o desajuste) que se pueden profundizar cuando el plazo de la cuota inicial y la construcción se amplían”. Por eso, es clave el seguimiento a este comportamiento. Un llamado en el que también ha sido reiterativa la Cámara Colombiana de la Construcción (Camacol).

El banco, de todas formas, agrega que a futuro la demanda estará impulsada –entre otros factores– por la continuidad de las tasas de interés hipotecarias bajas por un tiempo prolongado. De hecho, al mirar las cifras, estas se han mantenido en un promedio de 10,7 por ciento.

Incluso, el informe añade que “el peso del crédito puede aumentar por el subsidio a la tasa, que se une a otras políticas de vivienda. Al respecto, la política pública tendrá grandes retos para la focalización de los auxilios”.

En este punto, vale destacar el paquete de medidas que tiene listo el Gobierno –y espera anunciar en los próximos días– dándole continuidad al programa Mi Casa Ya y haciendo algunos ajustes a aspectos puntuales, como el precio tope de la oferta social.

Fuente: eltiempo.com

GIA Grupo Inmobiliario Avacol. Grupo empresarial inmobiliario con más de 25 años de experiencia ofreciendo soluciones en temas inmobiliarios y de construcción.

Avalúos – Arriendos – Ventas – Construcción – Consultoría Inmobiliaria.

Vivienda modular, una tendencia multipropósito

Oferta con aportes económicos y ambientales; se usa poco en Colombia, aunque hay varios fabricantes.

La posibilidad de crear unidades que se adaptan entre sí optimizando los espacios en áreas reducidas es una de las ventajas de las viviendas modulares, que en Colombia se utilizan en proyectos temporales, a pesar de que el potencial para habitarlas permanentemente es grande.

La posibilidad de crear unidades que se adaptan entre sí optimizando los espacios en áreas reducidas es una de las ventajas de las viviendas modulares, que en Colombia se utilizan en proyectos temporales, a pesar de que el potencial para habitarlas permanentemente es grande.

Según Felipe Lerma, arquitecto y gerente de la firma Colectivo Creativo, “este movimiento muy en boga en países de Europa y Norteamérica, todavía está en proceso de abrirse camino con más fuerza en nuestro país, porque hay paradigmas culturales que existen porque son consideradas deslucidas, precarias, ineficientes y poco durables”.

El empresario -que ha desarrollado más de catorce proyectos en Colombia y lidera el sistema de vivienda Vimob, que se arma en apenas tres semanas- explica que “ahora existe un auge global por las soluciones modulares, debido a beneficios como la eficiencia, la seguridad y el cuidado medioambiental, que, finalmente, se traducen en nuevas experiencias en la forma de habitar”.

Sobre las ventajas respecto a las construcciones convencionales, Lerma destaca los tiempos de ejecución, ya que tras ser fabricados en el taller, los módulos desmontados se envían en un camión y, de esta forma, el tiempo de ensamblaje es mínimo. Además los residuos en obra son mínimos y, por ello, no afecta el terreno donde se levanta y la huella de CO2 (dióxido de carbono) es baja.

A esto hay que sumarle la flexibilidad, representada en que se pueden desarmar, ampliar y reubicar en otro lugar, con el beneficio adicional de contrarrestar las limitaciones en el terreno y acoplarse en diferentes situaciones y dinámica

Características sostenibles

Pero también hay un aporte amigable con el medioambiente, representado en el uso de energías renovables, recolección y aprovechamiento de aguas lluvias y sistemas de domótica para automatizar las casas, a lo que se suma un mobiliario flexible que permite optimizar los espacios, algo que están demandando nuevas generaciones como los millennials, que prefieren trabajar desde la casa y buscan muebles para ganar espacio y adecuarlos según sus necesidades.

Por su parte, Edward Lozano, decano de la facultad de Arte, Comunicación y Cultura de la Universidad Agustiniana de Bogotá, considera que construir viviendas en serie puede ser un gran aporte a la hora de desarrollar proyectos sociales.

“El control de costos, la cantidad de material, la programación y la mano de obra, son más precisos. Incluso, la disposición de cada módulo permite conseguir mayores alternativas de tipos de vivienda y se adapta en cualquier entorno urbano”, asegura Lozano, quien destaca que cada unidad diseñada bajo parámetros normativos, con espacios prediseñados estructuralmente, facilita el desarrollo progresivo y controlado de cada unidad, según la capacidad de ahorro las familias.

Un referente en Latinoamérica de esta tendencia es el chileno Alejandro Aravena, ganador del premio Pritzker de Arquitectura 2016, quien con su proyecto Elemental en Chile, le facilita a cada núcleo familiar la posibilidad de intervenir en su propio espacio habitable y lograr una mayor apropiación.

Felipe Duque, gerente de construcción en seco de Etex para América Latina, menciona que “estos desarrollos también incorporan sistemas de gran desempeño térmico, lo cual disminuye en gran medida el consumo energético requerido en zonas donde se necesita el uso de aire acondicionado o calefacción; incluso, ofrecen propiedades de sismorresistencia que las hacen más seguras y durables”.

Duque agrega que la construcción modular aparece como una respuesta a la escasa productividad del sector edificador que se encuentra rezagado respecto a otros mercados, donde la escasez de mano de obra especializada, los altos costos, las regulaciones estrictas y la creciente demanda han frenado a la industria de la construcción desde comienzos del siglo XX.

Esto, precisamente, obligó al constructor a responder mediante la incorporación de la fabricación industrial en sus proyectos y la implementación de los sistemas modulares.

“Aunque los segundos aún se encuentran en una etapa temprana en Colombia, claramente representan una solución y un reto para quienes en un futuro se convertirán en ensambladores de este tipo de obra”, concluyo el directivo de Etex para América Latina.

Arquitectura flexible para otros formatos
Hogares afectados por desastres naturales o espacios educativos en zonas rurales, son algunos de los ejemplos de este tipo de construcciones en otros formatos. Incluso, su capacidad permite ofrecer excelentes alternativas en el desarrollo de espacios para oficinas, colegios y bodegas, entre otros.

Se trata de una oferta que se destaca por ser efectiva a la hora de construir obras de calidad utilizando menos recursos y tiempo. Asimismo, se ha usado en campamentos de la industria petrolera.

Otro formato de los diseños modulares es el de la arquitectura efímera, que se adapta temporalmente para eventos y se arma y desarma, según las necesidades.

Fuente: eltiempo.com

GIA Grupo Inmobiliario Avacol. Grupo empresarial inmobiliario con más de 25 años de experiencia ofreciendo soluciones en temas inmobiliarios y de construcción.

Avalúos – Arriendos – Ventas – Construcción – Consultoría Inmobiliaria.

Obras del sector educativo dinamizan la construcción

Demanda de proyectos obligaron a las firmas edificadoras a ofrecer valores agregados.

El área aprobada para construir todo tipo de edificaciones en el país cayó 6,7 por ciento en los últimos doce meses, a septiembre, frente al periodo precedente. Sin embargo, al mirar por tipo de proyecto, los de educación aumentaron 18,4 por ciento, incluso, por encima de la vivienda y hotelería, entre otros.

Así lo reveló el Dane en su informe de licencias de construcción, en el cual da cuenta del buen desempeño de este segmento que tiene varias obras en proceso y otras a las cuales se les están haciendo intervenciones, a través del reforzamiento estructural.

Para tener una idea de cómo se está viendo está dinámica en el día a día de las firmas edificadoras, EL TIEMPO consultó a varios empresarios que participan de forma activa en este mercado. Por ejemplo, la gerente de la constructora Arpro, Claudia Samper, destacó el proyecto adjudicado recientemente a la compañía para desarrollar el centro cívico de la Universidad de los Andes, en Bogotá, que será el primero en la ciudad con aisladores sísmicos.

A este le suma la reciente inauguración de la sede de la Universidad Pontificia Bolivariana (UPB) de Medellín en Bogotá, que cuenta con 24 pisos de altura y sigue la tendencia de integrar varios usos en las edificaciones. De hecho, además de los espacios educativos ofrecerá comercio y vivienda.

En línea con esta dinámica, Denia Sanabria Jaramillo, ejecutiva de Smartbrix, empresa que desarrolla construcciones modulares en el país, destacó que, efectivamente, las posibilidades en este segmento son grandes, “sobre todo para nuestro producto, ya que agiliza procesos y ofrece alternativas diferentes para las instituciones”.

Según Sanabria, “es ideal para universidades y colegios, debido a que su montaje es ágil, así los proyectos se pueden instalar y desarrollar en una temporada vacacional, para que al regreso de clases la comunidad educativa ya cuente con espacios listos y de calidad”.

Esta opción constructiva también tiene un sistema termoacústico, y, además, puede trasladarse, ampliarse o reformarse sin ningún inconveniente.

La directiva recordó que “entre las instituciones que optaron por el sistema se encuentran la Universidad del Rosario, para sus sedes Norte y Mutis. Otros proyectos son la Corporación Universitaria de la Costa (CUC), las universidades Pública de Kennedy y de la Sabana, y los proyectos en obra del Colegio Fundación Alfonso Jaramillo y el Gimnasio Fontana”.

Negocio en expansión


Como complemento al sector educativo, el sector inmobiliario también está incursionado con éxito en las residencias estudiantiles o student housing, que permite la coexistencia de estudiantes, docentes y jóvenes empresarios y emprendedores en el mismo espacio compartido y que busca potenciar el trabajo en red, como lo demandan las nuevas generaciones.

Ejemplo de esta tendencia es LivinX21, un proyecto de la empresa estadounidense C.A Ventures, que presenta una apuesta por la renovación del centro de Bogotá con la inauguración de un edificio que –según Paola Bahamón, investigadora de mercados de la compañía– “pretende enseñar al consumidor las ventajas de vivir en un espacio colaborativo que integra varios servicios en un lugar”.

Al respecto, Miguel Eduardo García, especialista en ventas regionales de C.A Ventures, destacó que en estos espacios se incentiva la fuerza laboral joven. “Allí, el enlace y la creación de ideas es fundamental, porque se vive una experiencia diferente, se convive con personas que persiguen los mismos objetivos”.

Las obras en este sector también plantean retos en el mobiliario, debido a que aparecen, por ejemplo, mesas que se vuelven divisiones o tableros, o muebles que cambian de configuración o de altura.

Kassani es otra firma que comenzó haciendo mobiliario para el mercado corporativo y con el tiempo se convirtió en referente del sector educativo. Su director, Jorge Vergel, destacó que ahora se requieren espacios diferentes, con elementos que faciliten el aprendizaje y en esto es determinante el mobiliario. “La idea es que promuevan la interacción y los cambios de posición o de roles en las instituciones; algo que se logra con mucha investigación, donde la iluminación, la acústica y la ergonomía, entre otras, se vuelven imprescindibles.

“Los escenarios que vivimos las generaciones pasadas ya no tienen cabida; ahora, los Millennials y la generación Z, activos en redes sociales y preocupados por el medioambiente, buscan otros espacios y elementos que les permitan evolucionar”, explicó Vergel.

Aquí, lo importante es que los responsables del cambio entiendan la velocidad en que suceden las cosas. “Si no mejoramos y evolucionamos los modelos, corremos el riesgo de tener alumnos del siglo 21, con espacios del siglo 20, orientados por maestros del siglo 19”, dijo.

Fuente: eltiempo.com

GIA Grupo Inmobiliario Avacol. Grupo empresarial inmobiliario con más de 25 años de experiencia ofreciendo soluciones en temas inmobiliarios y de construcción.

Avalúos – Arriendos – Ventas – Construcción – Consultoría Inmobiliaria.

Los arquitectos colombianos construyen su historia en el exterior

Italia, Francia, Estados Unidos y Singapur, algunos lugares donde hay proyectos con sello nacional.

El matrimonio, un viaje de estudios o las posibilidades de crecer laboralmente han llevado a muchos arquitectos colombianos que no llegan a los 40 años, o apenas los superan, a radicarse en el exterior, adquirir experiencia y, con esto, dejar en alto el nombre del país en el mundo.

Uno de ellos es Andrés Holguín, director del Programa de Arquitectura de la Universidad IUAV de Venecia, quien se quedó en Italia porque conoció a su esposa. De paso, pudo ejercer su profesión.

Holguín fue uno de los arquitectos detrás de diseño del nuevo edificio para el ingreso al Arsenal de Venecia, un lugar que data del siglo XII, que ahora combina la historia y la modernidad. “La capacidad de poner a dialogar la arquitectura del pasado con la contemporánea, de una manera audaz, es una enseñanza que conservo de mi experiencia en Colombia, y eso se ve en el proyecto del Arsenal”, explicó.

Otro arquitecto que echó raíces en el exterior, específicamente en Nueva York, fue Diego Aguilera. “Ver el deterioro de la profesión en el país me motivó a hacerlo, y, claro, llegó la oportunidad de especializarme”.

A pesar de realizar varios proyectos en el exterior, su percepción de Colombia ha mejorado; de hecho, identifica a Casa Aguilera, en Cali, como una de sus obras más especiales. “Con este trabajo que califiqué como ‘casa-manifiesto’ me tomé la libertad absoluta de expresar mi pensamiento como arquitecto”. Sin embargo, aunque es su ‘consentida’ y está en Colombia, Aguilera cree que “para trascender hay que separar las ideas regionales y ser universal”.

En la lista de cerebros fugados de la arquitectura también está Julián Rincón, quien con su firma International D’architecture ha desarrollado varios proyectos en Europa y Asia, como el edificio Areva o las viviendas Fort numerique, en Francia.

“La construcción colombiana está evolucionando por el esfuerzo de los profesionales de la diáspora, que con la calidad de sus trabajos, desde Colombia, gozan de reconocimiento internacional”, dijo Rincón, quien actualmente vive en París.

Italia también fue el destino de Mauricio Cárdenas, quien ha realizado varios proyectos en ese país y en China; en este último construyó una casa energéticamente autosuficiente con estructura en Bambú sin cemento ni tornillos que la perforen. “Cada proyecto representa un momento y un significado importantes para el arquitecto”, dijo Cárdenas, quien, además, expresó la satisfacción de construir en Colombia por primera vez una casa cerca de Subachoque (Cundinamarca), con alto contenido de sostenibilidad e industrialización.

También en Singapur
El viaje de los profesionales que están dejando el nombre de Colombia en alto también tiene en la lista a Singapur, donde Alberto Herrera ha desarrollado con su equipo obras como Morphologics, que propone las matemáticas como materia prima, para que el resultado sea un sistema dinámico, modular, capaz de adaptarse y replantear el significado de los elementos convencionales que conforman un proyecto. Además ha participado en exhibiciones en el Royal Academy of Arts de Londres junto con los trabajos de Zaha Hadid, Norman Foster y Thomas Heatherwick.

“La arquitectura colombiana,nuestra cultura y riqueza geográfica siempre serán atractivas para el mundo, y junto con la sangre caliente nos hacen dinámicos y apasionados. Me alegra ver la admiración que generan colombianos como Giancarlo Mazzanti, Daniel Bonilla y FGP, entre otros”, anotó.

También en Nueva York está Julián Palacios, quien con su estudio de arquitectura ha participado en varios proyectos en el mundo. “Uno de los más importantes fue una propuesta de vivienda social progresiva desarrollada para el programa Elemental en Chile, dirigido por Alejandro Aravena, premio Pritzker 2016”. Ahora, trabaja con su equipo en varias obras en Long Island, Manhattan (EE. UU.) y en Colombia, donde está diseñando un pabellón en la Sabana de Bogotá, que busca darle una nueva interpretación al uso de materiales como el ladrillo.

En el diseño de interiores, también hay representación colombiana. Rodrigo Fajardo y Juan Guillermo Pérez son dos arquitectos socios de Proffetional Group, una empresa que ha diseñado y renovado más de 150 hoteles en 14 países, entre ellos 25 hoteles en Latinoamérica.

En promedio, han mejorado entre 100 y 200 habitaciones por cada hotel, entre los que se destacan el Pacific Center y el Marriott en Panamá.

‘Siempre hay que estar aprendiendo’
“Trabajar con rigor y aprender de quien nos precedió es clave para alcanzar el éxito”, reconoce el arquitecto Andrés Holguín, a quien se suma su colega Julián Rincón, quien dice que cree en la grandeza de la humildad, la toma de riesgo y las relaciones humanas.

Alberto Herrera se suma a los comentarios: “Nunca hay que dejar de jugar, porque esta es la mejor manera de aprender. Debemos estar siempre en formación y mantenernos curiosos”. Finalmente, el presidente de la Sociedad Colombiana de Arquitectos, Flavio Romero, coincide en que el país es ejemplo en Iberoamérica por la calidad del ejercicio profesional de quienes ejercen en el exterior y por los referentes históricos y conceptuales que se han desarrollado”.

Fuente: eltiempo.com

GIA Grupo Inmobiliario Avacol. Grupo empresarial inmobiliario con más de 25 años de experiencia ofreciendo soluciones en temas inmobiliarios y de construcción.

Avalúos – Arriendos – Ventas – Construcción – Consultoría Inmobiliaria.

Conservación del patrimonio arquitectónico en Medellín

A pesar de tener un plan de conservación, expertos creen que el trato histórico no ha sido el mejor.

Actualmente Medellín tiene 206 bienes arquitectónicos de interés cultural, esos espacios que surgen como una suerte de eslabones entre dos ciudades: la que fue y la que es. La estación Medellín del Ferrocarril de Antioquia, las iglesias La Candelaria y La Veracruz, los edificios Vásquez y Carré y el Parque Berrío son lugares que pasan desapercibidos en la cotidianidad de los ciudadanos, pero que, según los expertos, en realidad son tesoros urbanos, desde el punto de vista de la transformación arquitectónica de la ciudad.

Para el antropólogo e investigador urbano, Gregorio Henríquez, la ciudad ha sufrido un constante “arrasamiento” del patrimonio bajo la premisa del progreso, algo que ha generado que la Medellín de hoy tenga una memoria arquitectónica relativamente joven.

“De pronto no es la propuesta de arrasar el patrimonio de manera consciente, sino que es más bien un afán de siempre ser una ciudad moderna y como actualizada, por lo tanto, una ciudad termina borrando a la anterior”, explica Henríquez.

Bajo la óptica expuesta por el investigador, los lugares declarados patrimonio cultural toman más importancia, ya que, literalmente, sobrevivieron para contar la historia de nuestra ciudad.

Según Evelyn Patiño, arquitecta restauradora que forma parte de la secretaría de Planeación, la idiosincrasia paisa ha sido determinante en ese proceso de renovación constante que hace que mirar al pasado sea símbolo de estancamiento.

Aunque explica que el poco cuidado de los espacios arquitectónicos no tiene un responsable en específico, sino que es una falencia cultural. “La conservación del patrimonio es una cuestión de corresponsabilidad”, comenta Patiño, quien resalta que su dependencia, desde 2015, viene fortaleciendo el cuidado y la apropiación de los bienes de interés cultural, gracias a la puesta en marcha del Plan especial de prevención de los bienes de interés cultural.

La funcionaria se atreve a decir que el trato del patrimonio físico y cultural está relacionado con esa escena ancestral presente en el himno antioqueño, en la que se hace alusión al hacha que todo lo tumba bajo la protección de los vientos de renovación y libertad.

Asimismo, admite con tristeza la indiferencia cultural que en la ciudad ha predominado en cuanto a la conservación de bienes patrimoniales y evoca el “asesinato arquitectónico” -como lo llama Henriquez- que más le ha dolido en la historia de Medellín. “El teatro Junín es mi gran dolor en el alma”, confiesa luego de una pausa para tomar aliento.

Parece curioso que uno de los símbolos arquitectónicos que representa a Medellín actualmente haya sido erguido sobre las ruinas del teatro más recordado por los expertos en arquitectura: el edificio Coltejer.

Los ‘sobrevivientes’ a la transformación

En 1972 nació el edificio más alto en la historia de la ciudad, impuso sus 175 metros de altura en forma de aguja justo al frente de la sede construida por Fabricato, su competencia en el sector textil, todo con el fin de demostrar la grandeza de la empresa de la cual heredó su nombre.

“La construcción del edificio Coltejer demuestra que aquí no ha habido un sentido social de la conservación sino que todo ha sido medido bajo el lente de la rentabilidad”, analiza el sociólogo Luis Guillermo Pardo, quien es enfático al afirmar que la falta de edificios patrimoniales en la ciudad tiene una gran relación con el afán particular de conseguir dinero. “Por eso no se ven las estructuras antiguas como valiosas, sino como cargas económicas”, agrega.

Tanto Henríquez como Patiño coinciden en el análisis de Pardo sobre los intereses económicos como predominantes en la no conservación de las estructuras físicas, que con el tiempo adquieren un interés cultural.

Esta condición ha hecho que Medellín no tenga hoy una identidad arquitectónica definida, sino más bien unos parches que han ido marcando el paso de varias épocas, tal como lo es el hotel Nutibara, una construcción “al estilo Miami”, como lo asegura el investigador urbano.

“Estamos buscando todavía esa identidad, estamos buscando todavía lo que define a Medellín en el tema de arquitectura, porque nos pasamos como en una especie de coleccionismo de estilos”, argumenta Henríquez.

Esta característica se convierte en una virtud, de acuerdo con el análisis de Patiño, ya que considera que esa misma mezcla de estilos enriquece el paisaje de la ciudad, y es precisamente eso lo que la hace distinta.

“Estamos buscando todavía esa identidad, estamos buscando todavía lo que define a Medellín en el tema de arquitectura, porque nos pasamos como en una especie de coleccionismo de estilos”, argumenta Henríquez.

Esta característica se convierte en una virtud, de acuerdo con el análisis de Patiño, ya que considera que esa misma mezcla de estilos enriquece el paisaje de la ciudad, y es precisamente eso lo que la hace distinta.

La joya de la corona
Una de las características de las ciudades referentes a nivel mundial es que conservan cierto sector de sus barrios o comunas como espacios que rinden culto a la memoria y que son conocidos como “centros históricos”. Bogotá es uno de los ejemplos más cercanos con su barrio La Candelaria que aún conserva ese aire colonial.

“Toda ciudad que se respete como ciudad conserva su patrimonio arquitectónico, nosotros no logramos hacer de Prado Centro ese refugio cultural y arquitectónico de disfrute”, explica Pardo.

Al ser indagada por la situación del barrio Prado, la arquitecta restauradora lo definió como “la joya de la corona”, debido a su potencial arquitectónico que, en definitiva, no ha sido para nada explotado. Según el Ministerio de Cultura, el área del barrio El Prado, ubicado en el corazón de Medellín, fue declarada desde 2006 como patrimonio cultural de la Nación, algo que condicionó por completo cualquier tipo de construcción en los inmuebles.

Esto, según Patiño, ayudó a deteriorar el aspecto físico de los bienes arquitectónicos. “La mayoría de los propietarios no ven en la casa más que un obstáculo económico, entonces la prestan para cualquier cosa, entonces ahí es donde salen los inquilinatos y los usos que no son controlados”, agregó la funcionaria.

Uno de los objetivos que tiene la secretaría de Planeación es reforzar en la sociedad de Medellín el pensamiento de conservación, por eso han venido generando unas serie de posibilidades para que los propietarios de los bienes arquitectónicos declarados, en Prado y el resto de la ciudad, tengan mayor interés y facilidad económica al momento de mantener el inmueble.

Bajar el valor de los impuestos y los servicios públicos y omitir el pago del predial forman parte de los beneficios con los que podrían contar los propietarios de estos tesoros que adornan “la joya de la corona”, una joya que todavía falta pulir para que pueda brillar en todo su esplendor.

Fuente: eltiempo.com

GIA Grupo Inmobiliario Avacol. Grupo empresarial inmobiliario con más de 25 años de experiencia ofreciendo soluciones en temas inmobiliarios y de construcción.

Avalúos – Arriendos – Ventas – Construcción – Consultoría Inmobiliaria.

Obras del túnel del Toyo, el más largo del país

Se estabilizó el terreno y se iniciaron perforaciones de la megaobra que se construye en Antioquia.

Una vez finalizados los procesos prediales y de estabilización del terreno, comenzó la excavación de los 9,84 kilómetros del túnel del Toyo, la obra vial más importante de Antioquia en los últimos 50 años, que se convertirá en el túnel más largo del país.

El secretario de Infraestructura de Antioquia, manifestó que comenzaron los trabajos de excavación en el túnel de salida, mientras que las de la entrada se iniciarán posteriormente. La conexión en ambos frentes se daría en el Alto del Toyo.

“Por las condiciones del terreno, este proceso se ejecuta de manera mecánica con retroexcavadoras, pero después se hará uso de las perforadoras Jumbo y demás maquinaria de alta tecnología”, aclaró el funcionario.

Y es que el agreste macizo rocoso del occidente antioqueño obligó a que durante cuatro meses se realizaran labores de estabilización del terreno que requirieron la construcción de taludes, lanzado de concreto y la instalación de los anclajes activos con pernos para el soporte del portal.

El secretario informó que también se viene trabajando en la excavación del portal de salida del túnel 18, que tendrá una longitud de 258 metros y se ubica cerca de la vía principal que conecta al municipio de Cañasgordas. Allí se han excavado más de 100 metros.

Por su parte, la secretaria de Infraestructura de Medellín, aclaró que en estos túneles –que hacen parte del tramo I– el avance es de aproximadamente un 5 por ciento.

La obra acercará a Medellín con Urabá, dejándolos a unas cuatro horas de distancia.

Fuente: eltiempo.com

GIA Grupo Inmobiliario Avacol. Grupo empresarial inmobiliario con más de 25 años de experiencia ofreciendo soluciones en temas inmobiliarios y de construcción.

Avalúos – Arriendos – Ventas – Construcción – Consultoría Inmobiliaria.

Soluciones digitales para mantenimiento de edificaciones

Muy pronto, los propietarios y arrendadores de inmuebles comerciales e industriales usarán la plataforma BIM.

La tecnología en la construcción también resulta ser un aliado rentable e importante para las empresas, así lo explicó Andrés Correa, vicepresidente mundial de Miembros Jóvenes de la Federación Internacional de Profesiones Inmobiliarias (Fiabci).

¿Para qué le sirve el BIM a un empresario?

El empresario lo que necesita es conocer el costo real del mantenimiento anual de la sede donde operarán sus industria y oficinas, y no tener que cambiar un equipo completo o quedar con la producción ‘varada’ solo porque nadie sabe dónde conseguir una pequeña pieza de reemplazo.

Los imprevistos y costos de reparación son muy altos porque el empresario en realidad no puede conocer su edificio. Al recibir la obra le entregan un paquete de planos de muros e instalaciones hidráulicas y eléctricas, que muchas veces no obedecen a la realidad porque algunos detalles cambiaron durante el proceso constructivo y nadie los actualizó.

¿Qué cambia con el BIM?

Al comprar o alquilar una bodega, oficina o clínica construida bajo los lineamientos del Building Information Modeling (BIM) no solo el encargado de mantenimiento, sino cualquier autorizado, podrá ver en tiempo real y de forma clara el cronograma de reemplazos. Es decir que al recibir la obra podrá saber exactamente cuándo se debe hacer mantenimiento o cambiar cada elemento, cuál es la referencia, quién es el proveedor con sus datos de contacto y tener un cronograma de mantenimiento con costos definidos y si algo debe traerse desde el extranjero, pues pedirlo con la debida anticipación.

Ese es un paso importante, si tenemos en cuenta que en Colombia nos ‘toca’ esperar a que las cosas se dañen para arreglarlas porque básicamente no sabemos cuándo se van a dañar lo que, generalmente, incrementa el costo de las reparaciones porque resultan otros daños colaterales.

En una edificación son muchos los proveedores y diseñadores que intervienen y hasta ahora no se había logrado tener una comunicación totalmente fluida entre ellos. Cualquier falla en el funcionamiento del edificio termina afectando las utilidades del empresario que lo toma en alquiler o venta, de allí la importancia de que pueda recibir la obra ‘probada’ pero también controlada durante los años hasta en el último tornillo.

¿BIM es un software?

No. BIM es una plataforma que une varias tecnologías en un modelo digital en 3D que representa la geometría y los datos de los materiales y equipos usados para poder ver y entender todas las instalaciones y características físicas y lógicas de los componentes reales del proyecto. Tiene elementos inteligentes de las partes físicas que integran el edificio (paredes, ventanas, puertas, escaleras, equipos, etc.) y estos permiten simular un edificio y entender su comportamiento en un entorno virtual antes de que se inicie su construcción real.

No obstante, con la tecnología de los celulares se han creado software que ayudan para que los propietarios puedan ver los avances del mantenimiento y la operación en el celular desde cualquier lugar del mundo.

Entonces, cuando alguna prueba muestra que hay que cambiar un diseño o un elemento simplemente se actualiza en la plataforma y todos los proveedores y diseñadores quedan informados.

No obstante, lo más importante es que el empresario que va a usar el edificio no solo se entera en su celular de los ajustes, sino que puede verlos con el paso de los años para tomar sus decisiones y consolidar sus presupuestos anuales.

¿Y cómo intercambian la información entre proveedores?

Normalmente, cuando algo se daña, el encargado de mantenimiento saca sus rollos de planos para entender la solución, pero al llegar al sitio ve que la realidad es diferente y le toca empezar a adivinar o a romper para detectar la falla.

Al ir almacenando datos en un modelo antes y durante la construcción, esto se refleja en planos, secciones y fachadas, y ayuda a proporcionar garantía de calidad porque lo mismo que se diseñó es lo construido.

Además, dentro de la información que se guarda están los detalles de las garantías, su duración, manuales y datos de contacto para solicitarlas; esto ayuda enormemente a la gestión de la administración y a que los proveedores entiendan cómo funcionará su producto con los de los otros proveedores.

¿Entonces también se avecinan cambios para los administradores y encargados de mantenimiento?

El mayor potencial de crecimiento de estas nuevas tecnologías no está en la construcción, sino en la operación de oficinas, bodegas, clínicas y demás edificios; es decir, en su administración porque esta herramienta permite obtener información más precisa y organizada al momento de mantener el inmueble.

Esto es especialmente interesante cuando hablamos del uso comercial o industrial. A las fábricas, los hoteles y los centros comerciales, por ejemplo, les deja unificar sus listas de Excel de SAP y transformarlas en una visualización mas dinámica y mas fácil de entender como la espacial.

Usualmente, el personal de mantenimiento tiene listas de todos los equipos (garantías, fechas de mantenimientos y momentos de fallas de equipos, etc.) y por otro lado guardan planos impresos o digitales donde le muestra la localización del equipo y la posible tubería a la cual esté conectado; entonces, la lucha diaria es unificar las dos informaciones para así poder realizar sus tareas de mantenimiento.

A través de las plataformas BIM, esta información ya está unificada y, con una tableta, el administrador podrá ver hasta el último bombillo de su inmueble y saber dónde se compró, cuánto costó, cuál es la garantía y los potenciales proveedores para su remplazo.

Muy pronto, los propietarios y arrendadores de inmuebles comerciales e industriales notarán los beneficios de tener sus bienes sobre esta plataforma y necesitarán administradores que entiendan BIM para las tareas del día a día.

Así, realmente vamos a poder analizar los 100 años de vida de un edificio.

Fuente: portafolio.co

GIA Grupo Inmobiliario Avacol. Grupo empresarial inmobiliario con más de 25 años de experiencia ofreciendo soluciones en temas inmobiliarios y de construcción.

Avalúos – Arriendos – Ventas – Construcción – Consultoría Inmobiliaria.

La justicia colombiana y las TIC. La modernización es inminente

Por: Héctor José García Santiago.
Presidente Ejecutivo de la Sociedad Cameral de Certificación Digital CERTICÁMARA S.A.
Director Académico del Centro de Estudios en Derecho y Tecnologías de la Información y las Comunicaciones, CEDT, Universidad Javeriana.

Por lo menos desde el Código de Procedimiento Civil de 1971 se comenzó a hablar de la sustitución de los procesos escriturales heredados de la tradición colonial por los orales modernos, inspirados en la tradición anglosajona, cuyas ventajas en términos de inmediación entre el juez, las partes y los testigos, y de concentración de todas las etapas del proceso en una o pocas audiencias son más que evidentes.

Recientemente todas las reformas legales a los códigos de procedimiento han repetido esa antigua promesa en la forma más explícita. Por lo menos en teoría, los nuevos procesos judiciales (no solo los penales, también los laborales, civiles, administrativos y hasta los disciplinarios en un futuro próximo) deberían regirse por normas que exigen a todos los actores procesales utilizar la oralidad y minimizar el uso de los escritos a lo estrictamente necesario para el registro de debates o decisiones.

Las leyes procesales más recientes (Código General del Proceso, Código de Procedimiento Administrativo y de lo Contencioso Administrativo) expresamente permiten el uso de todas las tecnologías modernas de información y comunicaciones (TIC) en los procesos judiciales, y hasta imponen a la Rama Judicial la obligación de desarrollar planes de modernización que las incorporen gradualmente.

Sin embargo, pasados más de cinco años de las últimas reformas los avances realizados son limitados. Solo es frecuente el uso de tecnologías tradicionales de grabación en video y en audio para registrar el curso de las audiencias que luego se adicionan a los expedientes en formatos DVD o CD. Algunos despachos han tratado de digitalizar en forma total o parcial los expedientes tradicionales mediante el uso de escáneres, con resultados muy desiguales. En materia penal para algunos casos se están usando videoconferencias, principalmente cuando partes o testigos no se encuentran en el país.

Frente al rezago de la administración de justicia son notables los avances de otros sectores como el notarial. La Unión Colegiada del Notariado Colombiano “U.C.N.C.”, con el apoyo de la Sociedad Cameral de Certificación Digital Certicámara S.A., como operador biométrico certificado por la Registraduría Nacional del Estado Civil y aliado tecnológico, ha puesto en marcha diversos proyectos para impulsar la aplicación de nuevas tecnologías. Se destaca el que ha convertido a Colombia en el primer país del mundo que implementa mecanismos de biometría móvil certificada. Este sistema permite a los notarios de todo el país validar la identidad de una persona en cualquier lugar sin necesidad de desplazarse fuera de sus oficinas y/o hasta la notaría, lo cual mejora la eficiencia de sus servicios a los ciudadanos y sienta las bases de la notaria digital en Colombia.

La biometría móvil certificada permite verificar en línea la identidad de una persona en cualquier lugar donde se encuentre, a través del uso dispositivos móviles que se conectan con las bases de datos de la Registraduría Nacional del Estado Civil, RNEC, para lo cual deben cumplir con altos estándares de seguridad que exige esa entidad. Entre los trámites notariales para los que se puede utilizar dicha tecnología se incluyen matrimonios, promesas de compraventa, registro civil, poderes y permisos de salida de menores del país.

Una tecnología de este tipo sería ideal para impulsar procesos penales con detenidos en distintos lugares. Sin necesidad de desplazarlos fuera de los centros de reclusión, los jueces podrían interrogarlos por videoconferencia previa verificación de su identidad por un mecanismo perfectamente seguro que utiliza las bases de la RNEC, a diferencia del tradicional cotejo de la foto de la cédula de ciudadanía por parte del secretario del despacho. En un país donde los casos de homonimia, seudónimos y hasta múltiples identidades son frecuentes, las TIC podrían reducir el riesgo de graves errores judiciales.

Otra dimensión que deben atender los planes de modernización de la administración de justicia son los mecanismos de seguridad de la información para mitigar los riesgos de suplantación de identidad, fraudes o alteración de documentos que hacen parte de un expediente judicial. Las mejores prácticas en el uso de estas TIC exigen combinar la biometría móvil certificada con la firma digital de los funcionarios responsables (juez y secretario, principalmente, pero también responsables del Instituto Nacional Penitenciario y Carcelario – INPEC o de la Policía Nacional).

Para audiencias prolongadas o complejas sería conveniente incorporar mecanismos de identificación biométrica por voz o rostro que aseguren la identidad de quien participó en cada sesión como imputado o testigo de modo que después no pueda desconocer sus propias declaraciones o sustituirlas caprichosamente como ha sucedido en numerosos casos de “falsos testigos”.

No se trata de tecnologías futuristas o de alto costo. Ya están disponibles en el mercado a un costo razonable y permiten que cualquier persona sea reconocida por medio de los rasgos de su voz unidos a mecanismos seguros de autenticación previo cotejo presencial ante un operador biométrico autorizado por la RNEC. Por ejemplo, es posible analizar las características únicas de la voz de un imputado o un testigo y realizar comparaciones con sus registros en una base de datos generada en el curso de un proceso judicial. En pocos segundos se podría realizar la verificación, independientemente del idioma, el acento, el contenido o la calidad de la grabación.

Otra tecnología apropiada para la administración de justicia sería la de validación de la identidad mediante las características del iris, o las coordenadas y fisionomía del rostro. Para la primera se utilizan cámaras infrarrojas que generan el patrón del iris. La imagen así capturada se procesa con un algoritmo complejo de tratamiento para validar si ese iris corresponde o no al de una persona enrolada previamente (por ejemplo, por la Policía o la Fiscalía General de la Nación). La tecnología de reconocimiento facial tampoco requiere contacto físico directo, ni siquiera una posición exacta frente al dispositivo de identificación y puede utilizarse en fracciones de segundo. Ambas serían ideales para identificar imputados o testigos en casos complejos.

Las TIC que actualmente respaldan la oralidad en Colombia no son seguras. Los DVDs o CDs pueden extraviarse o adulterarse de modo que los funcionarios judiciales pierdan información valiosísima para tomar una decisión. Un registro confiable de video o audio requiere de biometría y firmas digitales y debería preservarse en medios más seguros (por ejemplo, una “nube segura” de la Rama Judicial) debidamente protegidos mediante claves de acceso y sellos de tiempo que registren confiablemente cualquier acceso a la información o intento por modificarla. La tecnología está disponible solo falta que los planes de la Rama Judicial la incorporen conforme lo exige la ley.

Fuente: portafolio.co

GIA Grupo Inmobiliario Avacol. Grupo empresarial inmobiliario con más de 25 años de experiencia ofreciendo soluciones en temas inmobiliarios y de construcción.

Avalúos – Arriendos – Ventas – Construcción – Consultoría Inmobiliaria.