Category Archive Avalúos

Con la Cultura Metro, el sistema de transporte se ha ahorrado $420.000 millones

El buen comportamiento de los usuarios ha permitido que los trenes se conserven por más tiempo.

Gracias a la Cultura Metro, el sistema de transporte masivo ha ahorrado 420.000 millones de pesos en sus 23 años de servicio para la modernización de trenes. Desde este lunes, un tren especial de la cultura rodará por Medellín para celebrar tres décadas del buen comportamiento de los antioqueños.

El gerente Tomás Elejalde manifestó que ha sido un ejemplo para el país el comportamiento de los paisas en el metro y que en la modernización de trenes que iniciará el próximo año, le han ahorrado al sistema una suma millonaria.

“Es así como nosotros, por ejemplo, en un futuro cercano, el próximo año vamos a modernizar los trenes de primera generación que llevan cerca de 30 años de servicio. Pero por el buen uso de los usuarios se puede garantizar que pueden ser repotenciados y modernizados porque están bien usados y conservados. Eso nos ahorra 420.000 millones de pesos, porque no tenemos que chatarrizar y comprar trenes nuevos”, dijo el gerente.

El Metro ha brindado capacitaciones en ciudades como Bogotá y Cartagena para logar que los usuarios tengan un buen manejo de los sistemas de transporte masivo.

Fuente: bluradio.com

Avacol Avalúos de Colombia. Grupo empresarial inmobiliario con más de 25 años de experiencia ofreciendo soluciones en temas inmobiliarios y de construcción.

Avalúos – Arriendos – Ventas – Construcción – Consultoría Inmobiliaria.

‘Impacto socioambiental justifica hacer el metro’

Según el gerente de Metro de Medellín, el sistema le ahorra a la ciudad $ 2,3 billones por año.

Un impacto social y ambiental equivalente a 2,3 billones de pesos por año justifica la construcción de un sistema de transporte masivo como el metro, en cualquier ciudad del mundo.

Lo dice Tomás Elejalde, gerente de Metro de Medellín, compañía que luego de 27 años se dispone a realizar una nueva inversión, cercana al medio billón de pesos, para modernizar su flota de trenes. Y lo hará con recursos propios, sin endeudarse ni acudir a los accionistas, pues para ello viene ahorrando desde el inicio de la operación del sistema.

¿Qué les dice a los detractores de los metros en el país?

Siempre hay susto grande frente a la inversión que requiere la construcción de un sistema metro para una ciudad y cómo se recuperan luego esos recursos. Desde hace cinco años venimos calculando con metodologías certificadas y auditables el impacto que el sistema tiene sobre la sociedad, lo que llamamos externalidades.

El balance nos dio, solo para el 2017, un ahorro de 2,3 billones de pesos por menos emisiones de C02, menor uso de combustibles fósiles –porque movilizamos con electricidad y gas–, menor gasto en salud, por esas bajas emisiones contaminantes y menor tiempo en los desplazamientos de las personas, entre otros. Entonces, qué estamos esperando para construir el metro de Bogotá, en Barranquilla, en Cali… Por eso, las grandes ciudades en el mundo tienen los sistemas metros que han construido y siguen ampliando.

¿En qué punto está hoy el metro de Medellín?

Tenemos una flota de 80 trenes, 42 de los cuales tienen 23 años frente a una vida útil de 30 años, ciclo que se cumplirá pronto. Por eso hicimos una revisión con expertos para conocer su estado actual y saber si es posible prolongarles la vida 20 años más o se deben chatarrizar. El análisis dio que podemos repotenciarlos.

¿De qué se trata esa repotenciación?

Se les cambiarán algunos equipos en desuso, la parte eléctrica y electrónica, piezas desgastadas y la parte neumática, trabajo que harán expertos.

¿Cuánto les costará?

Solo para la flota de trenes, el costo es de unos 420.000 millones de pesos, pero si tuviéramos que comprar los trenes nuevos, valdrían 840.000 millones, es decir, invertiremos la mitad del costo.

¿De dónde salen los recursos para esto?

Desde el inicio de la operación del metro nos propusimos hacer un ahorro con este fin, es decir, no se acude a los dueños de la compañía a que capitalicen, sino que creamos un fondo de modernización donde está ese dinero y un poco más para atender estas contingencias, porque hay que modernizar los sistemas de semaforización, de comunicaciones y continuar programas que vienen en la modernización.

¿Cuánto tardará ese ajuste?

Es claro que no podemos hacer el cambio sobre todos los trenes a la vez, se hace uno cada 45 días, por lo que al final el proceso tomará entre 3,5 y 4 años. Para mitigar el impacto sobre la operación del metro utilizaremos la reserva operativa que tienen todas las empresas de transporte masivo: se retiran uno o dos trenes cada cierto tiempo, y de esta forma no se afecta el usuario.

Y el rol del usuario en esta conservación…

Es fundamental y una de las razones por las que los trenes se pueden modernizar, porque han sido bien utilizados y mantenidos; eso es gracias a que el servicio ha sido acogido por los usuarios, gracias a una ‘cultura metro’ surgida de la misma ciudadanía. Pasa no solo por cumplir normas de uso, no colarse, el comportamiento en los viajes, sino que va más allá; un modo de relación, incluso, con proveedores, accionistas, la ciudad.

¿Es difícil desarrollar una cultura de estas?
No es fácil, es un tema de largo plazo, llevamos más de 30 años en esta tarea. No es algo de campañas ni cosa que se pueda suspender, se necesita mucho diálogo. Siete años antes de iniciar el servicio, ya estábamos desplegando esa cultura.

Fuente: eltiempo.com

Avacol Avalúos de Colombia. Grupo empresarial inmobiliario con más de 25 años de experiencia ofreciendo soluciones en temas inmobiliarios y de construcción.

Avalúos – Arriendos – Ventas – Construcción – Consultoría Inmobiliaria.

Enel invertirá más de US$1.450M al 2020 para modernizar infraestructura en Colombia

La compañía, presente en 34 países, informó además la integración de sus marcas, que se transformarán en Enel-Codensa y Enel-Emgesa como estrategia para reflejar experiencia técnica y mejores prácticas de la marca global.

Bogotá. Una inversión por $4,4 billones (US$1.459 millones) a 2020 anunció este martes Enel en Colombia, dueña de Condensa y Emgesa. La modernización de infraestructura eléctrica, el mejoramiento de la calidad del servicio y la ampliación de la oferta están entre los objetivos de esta destinación de recursos, informó el grupo a través de un comunicado.

La compañía, presente en 34 países y en Colombia desde hace 20 años, asimismo, dio a conocer la integración de sus marcas, que se transformarán en “Enel-Codensa” y “Enel-Emgesa”. Reflejar en los nombres la “experiencia técnica” y “mejores prácticas de la marca global” es el propósito del cambio en la marca, añadió el comunicado.

“Enel-Codensa destinará más de $2,6 billones (US$862 millones) para modernizar sus redes, incluyendo $360.000 millones (US$119 millones) para mejorar la calidad del servicio mediante la implementación del telecontrol, con lo que se espera reducir el SAIDI (Índice de duración de interrupción promedio del sistema) a 519 minutos en 2020, comparado con 820 minutos en 2017.

El telecontrol es una innovadora tecnología que permite ubicar las fallas en los circuitos de manera precisa y atenderlas remotamente”, explicó el grupo.

En cuanto a innovaciones, la empresa proyecta pasar de 42.000 medidores inteligentes instalados entre 2016 y 2017 a 80.000 este año. “La medición inteligente proporcionará a los clientes información actualizada y detallada sobre su consumo de energía; y a su vez, la compañía podrá optimizar su operación comercial y ofrecer un portafolio de productos de acuerdo con sus necesidades y perfiles”.

Por otro lado, “Enel-Codensa está trabajando para llegar a la meta de 490.000 facturas digitales en el año 2020, 600 % más que las 70.000 que hoy emite”. En total, se espera que la compañía llegue a cerca de cuatro millones de clientes en el año 2020, frente a los 3,4 millones que tiene actualmente.

Del lado de Enel-Emgesa se anunció la inversión de más de $1 billón (US$331 millones) para mejorar la eficiencia de sus centrales. Resaltó la importancia de esto frente a un posible fenómeno de El Niño, que se espera para finales de este año y principios de 2019. Frente al eventual suceso, el gremio de generadores Acolgén ha advertido que, sin embargo, no habría razones para que haya una afectación sobre las tarifas del servicio de energía eléctrica.

Fuente: eltiempo.com

Avacol Avalúos de Colombia. Grupo empresarial inmobiliario con más de 25 años de experiencia ofreciendo soluciones en temas inmobiliarios y de construcción.

Avalúos – Arriendos – Ventas – Construcción – Consultoría Inmobiliaria.

Proyectos por destacar

Malla vial, puentes, túneles y dobles calzadas están por estrenarse.

Entre los proyectos más notables que se han realizado o están en fase de ejecución con los recursos desembolsados por el Estado, están la Malla Vial del Valle del Cauca y Cauca que hace parte de la concesión de Segunda Generación y en su recorrido beneficia a los municipios de Santander de Quilichao, Cali, Palmira, Buga y Loboguerrero.

Actualmente, el proyecto presenta un avance de obra del contrato básico de 96,94 por ciento. Tiene una longitud de 263,2 kilómetros (km), de los cuales 250 km son de mejoramiento, 27,10 km de doble calzada y 85 km de segunda calzada y dentro del proyecto se construyeron 82 puentes. Igualmente está Loboguerrero-Buenaventura, que se localiza en el tramo Citronela – Loboguerrero, que hace parte del corredor Buga – Buenaventura, una de las vías más estratégicas para el país. Cuenta con 48 km de longitud, de los cuales se tienen en doble calzada 39 km, 16 túneles que suman 9 km y 61 puentes entregados.

En ejecución está un puente y un túnel. La inversión de 1,6 billones de pesos se ve representada en beneficios como disminución de tiempos de viaje, número de accidentes y reducción de costos de operación vehicular, además de facilitar el tránsito en doble calzada de la carga que entra y sale del principal puerto sobre el Pacífico colombiano.

El Jarillón de Cali es un macroproyecto que reduce el riesgo de inundación que tiene la capital del Valle del Cauca asociado a los ríos Cauca y Cali y al Canal Interceptor Sur, así como por deficiencias del drenaje en la parte oriental de la ciudad.

Para esto, el Fondo Adaptación invierte más de 544.000 millones de pesos y los actores locales, entre los cuales se encuentra el municipio de Cali, la Corporación Autónoma Regional del Valle del Cauca (CVC) y Emcali aportan otros 280.000 millones de pesos. De los 26 kilómetros de Jarillón que rodean la ciudad de Cali están totalmente reforzados 6,7 km y se han despejado 15,4 km que corresponden al 59 por ciento de todo el proyecto.

Se estima entregar toda la obra en diciembre de 2019.

Gran alianza para el espacio urbano
El Valle avizora la agrupación de empresas relacionadas con la construcción y adecuación de espacios en ciudades bajo un fin común: el Clúster de Hábitat Urbano, el cual vinculará compañías vinculadas con el diseño, financiación, construcción, comercialización y gestión de inmuebles para vivienda, oficinas, centros comerciales, hoteles, escenarios deportivos, centros de eventos, entre otros.

Liderado por la Cámara de Comercio de Cali, en diciembre de este año se entregará el plan de acción con base en los retos y desafíos de la industria, y en enero de 2019 se iniciarán las actividades y la estructuración de proyectos en un departamento que prevé, para el 2020, contar con 4,9 millones de habitantes.

Fuente: eltiempo.com

Avacol Avalúos de Colombia. Grupo empresarial inmobiliario con más de 25 años de experiencia ofreciendo soluciones en temas inmobiliarios y de construcción.

Avalúos – Arriendos – Ventas – Construcción – Consultoría Inmobiliaria.

La ANI invertirá 33 mil millones en puntos críticos de la vía al Llano

Solo tres de los 10 sectores críticos de la vía serán intervenidos. Los demás quedarán pendientes.

Ante el anunció de la Agencia Nacional de Infraestructura (ANI) de invertir 33.000 millones de pesos para atender tres de los diez puntos críticos de la vía al Llano, los gremios de la producción regional le pedirán al nuevo gobierno que asigne el presupuesto de manera rápida para atender los que quedan pendientes.

El anunció de las inversiones y de las obras que se adelantarán en el corredor vial fueron realizados por el vicepresidente de la ANI, Luis Fernando Mejía Gómez, en reuniones que sostuvo con representantes de los gremios, la gobernadora y el alcalde de la capital del Meta.

Mejía Gómez dijo que al final de las obras, el Gobierno nacional terminará realizando inversiones superiores a los 9 billones de pesos en la vía al Llano, y entre Guayabetal y Villavicencio, que contarán con 68 viaductos (6,25 kilómetros) y 25 túneles (26 kilómetros), trabajos que están a cargo de Coviandes y Coviandina.

La ANI, aseguró el vicepresidente, desde el año 2010 y a lo largo de los 86 kilómetros de la vía ha intervenido más de 500.000 millones de pesos, en más de 150 puntos críticos y la entidad ha identificado diez nuevos puntos críticos, de los cuales tres están dentro de las posibilidades de ser intervenidos con una inversión de 33.000 millones de pesos.

Para los siete puntos restantes, dijo, la ANI está en la tarea de buscar los dineros para darles una solución inmediata. “Nosotros estimamos que la intervención de esos puntos requiere una inversión de 100.000 millones de pesos”, adelantó.

Con relación al deslizamiento que se presenta en el kilómetro 64+200 metros, que ha provocado los cierres de la vía en las últimas semanas, dijo que expertos de Coviandes adelantan los trabajos de demolición de la inmensa roca con un avance mayor del 40 por ciento y que esta semana inician los trabajos para el manejo de aguas en dicho sector.

El representante de la ANI reveló, además, que la entidad ya tiene un informe inicial en donde la solución en este punto sería la prolongación de la construcción de un túnel falso. “Desde la ANI, le hemos pedido a la Concesionaria y a la Interventoría que definan y sustenten la mejor alternativa para tener una solución inmediata”, señaló el vicepresidente de la ANI.

El director ejecutivo de la Cámara de Comercio de Villavicencio, Leonardo Baquero, señaló que en el empalme con el nuevo Gobierno se deben dejar claras las inversiones que se deben hacer, con el propósito de que de manera rápida asigne los recursos que se requieren para intervenir en los siete puntos críticos restantes que tiene la vía.

Incluso dijo que es necesario que las autoridades y los gremios se reúnan con el nuevo ministro de Transporte y el presidente de la ANI para que los recursos se asignen inmediatamente y las obras se ejecuten muy rápido.

La directora ejecutiva de la Asociación de Empresarios de la Orinoquia (Asorinoquia), Clara Leticia Serrano, destacó que en la reunión se contaron muchas cosas que se desconocían, como las inversiones que hace el Gobierno en los puntos críticos y también urgió porque el nuevo gobierno asigne los recursos de manera pronta para atender las contingencias que se presentan.

Baquero dijo que también le pidieron a la ANI estudiar la posibilidad de aumentar la conectividad aérea entre Bogotá y la capital del Meta y que se reduzcan los costos de los tiquetes aéreos, mientras que la directora de Asorinoquia pidió mejorar los canales de comunicación.

Al respecto el director de la ANI expresó que “es deber del concesionario, la ANI y de las autoridades mejorar los canales de comunicación con la comunidad, y en eso estamos trabajando, y a eso nos hemos comprometido. Nosotros entendemos perfectamente que la comunidad, en caso de que la vía tenga algunas dificultades, debe ser rápidamente informada sobre las acciones que se adoptan para solucionar los problemas”, concluyó.

Fuente: eltiempo.com

Avacol Avalúos de Colombia. Grupo empresarial inmobiliario con más de 25 años de experiencia ofreciendo soluciones en temas inmobiliarios y de construcción.

Avalúos – Arriendos – Ventas – Construcción – Consultoría Inmobiliaria.

La nueva Vía que potenciará a Antioquia

De los 129 kilómetros de túneles que se están desarrollando en el país, 75 son en Antioquia.

Cuando los túneles estén terminados, transitaran por su interior la doble calzada que cruza Alto de La Quiebra

Para llegar al municipio de Cisneros, al norte del departamento, demora dos horas aproximadamente el recorrido en un vehículo por la ruta Barbosa-Puerto Berrío, esto según diferentes aplicaciones GPS.

Con la megaobra de las vías del Nus, ese trayecto se reduciría entre 30 y 40 minutos. Así lo aseguraron sus constructores que, añadieron, será además un viaje más seguro y confortable.

Pero estas obras que se desarrollan en el Alto de La Quiebra y el Alto de Dolores, no solo reducirán los tiempos de desplazamiento. Este ambicioso proyecto vial traerá bienestar, empleo, progreso y desarrollo a las regiones impactadas.

Las obras son una iniciativa publico privada que se realizan en conjunto con la Agencia Nacional de Infraestructura. La vía constituye “la futura conexión del valle de Aburra con la Costa Atlántica y con el tráfico de largo recorrido que llega desde los puertos que atienden Barranquilla, Santa Marta y Cartagena”, aseguró Ricardo López, gerente de la concesión Vinus S.A.S. en un recorrido para ver el avance de las obras.

Los trabajos contemplan una inversión de aproximadamente 873.000 millones de pesos, durante los primeros cinco años del proyecto. A esto se le suman las inversiones en operación y mantenimiento que tienen un valor aproximado de 2,4 billones de pesos durante 25 años.

Las vías del Nus o el proyecto Víal del Nus es una asociación público privada bajo el nombre Vinus S.A.S. Concesión Víal Del Nus y están enmarcadas en las autopistas de cuarta generación que mejorarán la conexión de las zonas productivas del departamento, con los puertos de la Costa Atlántica.

Las obras las iniciaron en 2016 y tendrán una longitud total estimada de 157,4 kilómetros en su recorrido por los municipios de Don Matías, Santo Domingo, Cisneros, San Roque y Maceo.

El proyecto está dividido en seis unidades funcionales. La primera se inicia al norte del valle de Aburrá, desde la actual concesión HatoVial (que revertirá en el año 2021), desde el Parque Ambiental La Pradera, hasta Porcesito con 9,2 kilómetros en doble calzada. La segunda irá hasta el corregimiento de Santiago, con 5,1 kilómetros; la unidad funcional tres, comprende dos túneles de 4,2 kilómetros, cada uno en doble calzada, para salvar el Alto de La Quiebra.

Estos irán del corregimiento de Santiago, hasta el corregimiento El Limón, atravesando la montaña como lo hicieron en el siglo pasado los antioqueños, para que cruzara el extinto Ferrocarril de Antioquia hacía Cisneros.

La cuarta irá desde El Limón hasta el municipio de Cisneros, y la cinco, irá desde Cisneros hasta el Alto de Dolores en el municipio de Maceo donde empalma con el proyecto vial Magdalena 2. La unidad funcional seis, será la recepción para operación y mantenimiento de los 97,5 kilómetros que tendrán a cargo.

Avance de obras y recaudo de la inversión
En la unidad funcional número 3, de la que hacen parte los dos túneles, se ha logrado un avance de 155 metros, entre los 4 frentes de trabajo. La unidad funcional número 2, tiene un avance del 7 por ciento aproximadamente. La unidad número 1, que irá desde Pradera, hasta Porcesito, está próxima a recibir la licencia ambiental, los diseños están listos y la gestión predial va por el 70 por ciento para poder comenzar las obras en octubre.

En el número 5, que va desde Cisneros a San José del Nús, se ha logrado la rehabilitación de 20 de los 36 kilómetros de la vía actual, para dejarla en óptimas condiciones.

“Por las obras, en estas vías no habrá más peajes ni costos de valorización”, manifestó Gilberto Quintero, secretario de Infraestructura de Antioquia. Los dineros invertidos serán recuperados a partir del 2021 cuando la concesión del Nus asuma la obra, así como los dineros de los seis peajes hoy administrados por HatoVial. El recaudo es por 25 años.

Fuente: eltiempo.com

Avacol Avalúos de Colombia. Grupo empresarial inmobiliario con más de 25 años de experiencia ofreciendo soluciones en temas inmobiliarios y de construcción.

Avalúos – Arriendos – Ventas – Construcción – Consultoría Inmobiliaria.

Cuidado con los falsos inspectores de obras que estafan a la gente

Visitan casas en las que están construyendo y les cobran a los dueños para que eviten una multa.

Cuando Carlos* decidió construir un apartamento en el tercer piso de su casa y adecuarle una terraza en ese mismo punto, en el barrio San Blas, de la localidad de San Cristóbal, lo segundo que hizo, después de conseguir el dinero para los materiales, fue gestionar en una curaduría urbana la licencia de construcción.

Puso en marcha la obra y, según lo que él mismo cuenta, mes y medio después bajo la puerta de su casa encontró un volante con membretes del Distrito, un nombre y un número de teléfono de una supuesta inspectora de obra, adscrita a la Secretaría de Gobierno, notificándole de un irregularidades que tenía la construcción, y ofreciéndole ayuda profesional para librarlo de una multa.

“Yo llamé a la señora y ella me dijo que a mí me podían cobrar una multa de 10 millones de pesos por los escombros que tenía afuera de mi casa, porque eso era espacio público. Pero que tenía que pagarle un millón y medio de pesos y ella me ayudaba a que no me pusieran a pagar toda esa plata”, relató Carlos.

Y no fue la única vez. Días después, mientras descargaba con el maestro de construcción algunos materiales, una camioneta blanca se parqueó frente a su vivienda y nuevamente los supuestos funcionarios le recordaron que llamara a la señora cuyo nombre aparecía en el mencionado volante, y que ya no era un millón y medio sino un millón 200 mil pesos para que pudieran ayudarle más rápido. El ciudadano debía entregar el dinero en el centro, en una dirección cercana a la Alcaldía Mayor.

“A mí se me hizo muy raro eso, llamé a mi hija con la que estaba construyendo y me dijo que averiguara bien. Me fui para la alcaldía, mostré los papeles y la licencia y les conté lo que pasaba. Me preguntaron el nombre de la funcionaria y confirmaron que allá no trabajaba nadie que se llamara así”, relató el vecino.

Para terminar de confirmar que estaba a punto de ser estafado, llamó a un edil cercano y le consultó a su primo policía, quien le confirmó que esa es una antigua técnica de estafa mediante el engaño.

Según cifras de la Sijín, hasta junio de este año se habían denunciado 1.077 casos de estafa en la ciudad. Sin embargo, según la misma autoridad, hay un amplio subregistro, pues a muchos ciudadanos, como en este caso Carlos, les basta con no caer en la trampa y no creen necesario denunciar.

Los estafadores

Pese a que el caso de Carlos ocurrió en noviembre pasado, la modalidad no cambia y actualmente, según el alcalde local de San Cristóbal, las quejas de los ciudadanos se han incrementado.

En audio quedó grabado el momento en el que un periodista de ‘Citynoticias’ llamó a una de las falsas funcionarias, le entregó una dirección cualquiera y le dijo que en su casa había aparecido el citado volante. La mujer le confirmó la información y lo citó a la misma dirección donde citaron a Carlos, en la carrera 9 n.° 11 A- 03, oficina 202, junto a la Alcaldía Mayor. Pero se confirmó que esa nomenclatura no existe, y cuando la contactaron de nuevo, no contestó más el teléfono.

“Esta no es una situación nueva en nuestro territorio, y ahora, aprovechando la entrada en vigencia del nuevo Código de Policía, han aumentado las denuncias”, confirmó Ignacio Gutiérrez, alcalde de la localidad.

Efectivamente, el artículo 135 de la nueva norma dice que toda construcción o remodelación que se haga en un inmueble y que no esté contemplada en la licencia o no tenga dicho permiso, será sancionada con un comparendo.

“Sabemos que la gente sigue cayendo por desinformación, de manera que la invitación es para que cualquier duda que tengan se acerquen a la alcaldía y ahí los asesoramos”, concluyó el alcalde local.

En el próximo consejo de seguridad con los alcaldes locales se expondrá la situación para determinar cómo, en conjunto con la Policía, hacerle frente

Cómo tener la licencia
No olvide las siguientes recomendaciones

Sin la ayuda de ningún intermediario, quien esté interesado en construir o remodelar su vivienda puede acercarse a cualquiera de las cinco curadurías urbanas, para que uno de los funcionarios autorizados y nombrados por el Gobierno Distrital reciba la documentación y tramite dicho permiso.

Además, desde la Secretaría de Gobierno aclaran que los inspectores de obras no están autorizados para ejercer sus funciones por fuera de las instalaciones de la Oficina de Obras; estos servicios no tienen costo y el Distrito no entrega volantes ni fija publicidad ofreciendo asesorías.

Fuente: eltiempo.com

Avacol Avalúos de Colombia. Grupo empresarial inmobiliario con más de 25 años de experiencia ofreciendo soluciones en temas inmobiliarios y de construcción.

Avalúos – Arriendos – Ventas – Construcción – Consultoría Inmobiliaria.

Diseños para 4 generaciones que comparten espacio en la misma oficina

Novedades sobre lo que quieren, desde los ‘baby boomers’ hasta los ‘centennials’.

¿A la hora de elegir una oficina aprecia los espacios privados?, ¿busca algo intermedio entre estos y las áreas abiertas?, o, quizás, ¿quiere flexibilidad laboral en horarios y en el lugar de trabajo? Pues bien, hay para todos, porque el mercado corporativo ha tenido que reinventarse para atender las necesidades de todas las generaciones.

Sobre el tema, Juliana Fernández, fundadora de la firma colombiana Arquitectura e Interiores (AeI), y quien habló sobre el tema en ‘Expo En Obra 2018’, hace un recorrido que comienza con los llamados “baby boomers”, nacidos entre 1946 y 1964.

“Acostumbrados al trabajo duro, estos piensan las cosas a largo plazo y se ajustan a las nuevas tecnologías y dinámicas, pero se les dificulta. Además, aprecian los sitios de trabajo tradicionales o el espacio privado”, explica la empresaria, quien agrega, sin embargo, que ya están saliendo del mundo laboral: “Ochenta millones de ellos se retirarán en los próximos siete años”.

También está la generación X (1965-1980), cuyos miembros componen una gran parte de los cargos directivos y, de paso, se han adaptado a la transformación de internet. Según Fernández, allí están los de mayor gasto económico que, además, buscan un término medio entre las áreas privadas y abiertas.

Al grupo se suman los millennials (1981-1994): “Persiguen sus sueños sin importar el costo, gastan en viajes y entretenimiento, quieren que su vida tenga un propósito y genere impacto; incluso, exigen cambios constantes, porque son impacientes”.

Tras identificar este perfil, la fundadora de AeI agrega que la relación de esta generación con las oficinas se define en “espacios abiertos y un balance de la vida profesional con la personal”. Además, a la hora de desarrollar proyectos corporativos hay que tener en cuenta, desde ya, que “en el 2020 serán más del 50 por ciento de la fuerza laboral”.

Nativos digitales

Los centennials (nacidos entre 1995 y el 2012) también están en el listado; de hecho, en el 2021, la quinta parte de los trabajadores serán de esta generación. Fernández recuerda que se caracterizan porque son nativos digitales y piensan que la última palabra la tiene la pantalla.

Por eso, hay que tener claro que para ellos “la vida personal y la laboral no están separadas, alimentan su espíritu empresarial y, entre otras necesidades, quieren formar parte del centro de la innovación”.

Tras identificar estos diferentes grupos, es evidente que los retos del diseño corporativo son grandes, y, por eso, AeI ha dado paso a varias tendencias.

La primera está relacionada con los espacios flexibles, es decir, “no territoriales y con estructuras que se adaptan a los empleados y no al revés”, explica Fernández. “Se suman opciones modulares que representan el mundo móvil, áreas informales adaptadas para que la gente comparta ideas e información. Además, el puesto tradicional se remplaza por mobiliario para trabajar en cualquier posición”, señala.

Otra tendencia tiene que ver con las estructuras horizontales. Según la directiva de AeI, “las oficinas ya no se diseñan pensando en la jerarquía; incluso, se espera que los lugares promuevan la comunicación abierta con los líderes y pares”.

En el listado, la tecnología no puede faltar. De hecho, la mayor inversión está centrada en posibilitar la conectividad en todo momento y lugar. Finalmente, Fernández asegura que se deben entregar áreas informales, con la posibilidad de alejarse de la tecnología y descansar. “Por eso, se incluyen gimnasios, espacios para las bicicletas, salas de masajes, meditación y para dormir. Incluso, el concepto de la biofilia –reconectarse con la naturaleza y disminuir la sensación de estar encerrado– está en la agenda”.

La opinión de otros empresarios
Las generaciones también manejan los negocios de forma diferente. Roberto Cáceres, director de Colliers International, considera que quienes nacieron hace mucho tiempo prefieren inversiones que no implican una exposición alta a la inflación, la devaluación o posibles demoras en ventas. “Es mejor optar por negocios más tranquilos, como inmuebles residenciales y algunas oficinas no tan complejas, así la rentabilidad no sea tan alta”.

A los millennials, el directivo los identifica como “arriesgados” y les sugiere, por ejemplo, “montar fondos de inversión para desarrollar productos inmobiliarios novedosos (renovaciones, centros comerciales especializados, entre otros) que, de paso, tienen rentabilidades más altas. De cualquier forma, la curva de riesgo es inversa a la edad”.

El gerente de la inmobiliaria Avacol, Manuel Alfonso Carrillo, también tiene una lectura sobre la dinámica generacional: “En el caso de los baby boomers, al estar terminando su vida laboral y con los hijos fuera de la casa, necesitan proyectos que les ofrezcan servicios comunales que faciliten su vida y, al tiempo, algo de compañía. Por otro lado, son inversionistas de primer nivel, porque se supone que tienen mayor poder adquisitivo”. Sobre la generación X, el directivo asegura que le tocaron los cambios más dramáticos de la tecnología y se han tenido que acomodar.

“Es un inversionista muy práctico, pues, en su mayoría, ha dejado atrás algunas cosas superfluas y es más concreto en lo que necesita e invierte. Finalmente, los centennials y millennials, en materia inmobiliaria, están aprendiendo a ocupar menos espacio y, ante esto, aprovechan la disminución del gasto para destinarlo en otros asuntos”.

Fuente: eltiempo.com

Avacol Avalúos de Colombia. Grupo empresarial inmobiliario con más de 25 años de experiencia ofreciendo soluciones en temas inmobiliarios y de construcción.

Avalúos – Arriendos – Ventas – Construcción – Consultoría Inmobiliaria.

Los problemas por filtraciones en la cubierta de un apartamento

Realizaron trabajos, quedaron mal y el agua pasa a otros inmuebles.

La dueña de un apartamento cuenta que sus arrendatarios le informaron que “se les entró el agua ocasionando daños a los pisos y enseres”. Lo mismo ha sucedido en otros apartamentos de niveles inferiores. “Después de una investigación sobre las posibles causas de esta filtración, se detectó que el propietario del último piso ocupó la terraza, instaló nueva superficie e hizo adecuaciones.”

“El trabajo quedó mal y por eso el agua se pasa por un muro de la fachada a los niveles de abajo, con el agravante de que el usuario, al parecer no cuenta con permiso de la asamblea de propietarios. De hecho, ha admitido que los perjuicios se deben a la obra y ha tratado de arreglarla, pero sin resultados. ¿Debo responder por el residente?, ¿cómo afrontó la situación?”, pregunta la consultante.

Respuesta. La Ley 675 es clara cuando prevé que es obligación de todos los propietarios contribuir –de acuerdo con su coeficiente de copropiedad–, con las expensas para la conservación y demás gastos relativos a los bienes y servicios comunes, especialmente con las cubiertas que son consideradas esenciales.

La misma norma determina que es función del administrador “cuidar y vigilar los bienes comunes, y ejecutar los actos de administración, conservación y disposición de estos de conformidad con las facultades y restricciones fijadas en el reglamento de propiedad horizontal”.

También es precisa cuando señala la responsabilidad del administrador por los perjuicios que por dolo, culpa leve o grave ocasione a la persona jurídica o a los propietarios, como cuenta la consultante. Además, la ley establece que se presume la culpa leve del administrador en caso de incumplir sus funciones y violar la ley o el reglamento de propiedad horizontal.

Desde luego, para realizar bien sus labores requiere que los propietarios paguen oportunamente las cuotas de administración. Por eso, tanto el administrador como el consejo –si es del caso– no solo podrán realizar el cobro judicial, sino imponer las sanciones contempladas por la ley y el reglamento a quienes no cumplan con este deber.

Entre ellas, están la publicación del nombre de los deudores o suspender el uso de ciertos bienes y servicios comunes. Al respecto, la jurisprudencia se ha pronunciado.
Sugiero a la consultante obtener un concepto técnico con el propósito de confirmar la causa y el alcance de los daños producidos, así como las obras que debe realizar la administración. En el caso de la situación expuesta es necesario indagar si la ocupación, el uso exclusivo y las obras realizadas en la cubierta fueron autorizadas por la asamblea de propietarios y si se ajusta a la licencia urbanística.

En caso de que la ocupación se haya realizado cumpliendo todos los requisitos, un profesional deberá determinar si los daños causados a las demás unidades privadas se derivan de la falta de mantenimiento adecuado de la cubierta o de las adecuaciones hechas por el usuario.

En el primer caso, la copropiedad será la encargada de resarcir los daños. En el segundo evento, y dado que la cubierta es un bien común, el administrador deberá realizar las obras o exigir al usuario que haga las adecuaciones; desde luego, con la interventoría de la administración y los afectados se podrán dirigir a la administración para que este haga los requerimientos del caso al usuario.

Igualmente, el administrador o cualquiera de los propietarios podrán instaurar acciones policivas por perturbación en el uso y goce de sus unidades privadas, y de los bienes comunes para que se ordene la reparación. Por último, se deberá revisar el cubrimiento de los seguros. De igual forma, los afectados podrán acudir a los mecanismos alternativos de solución de conflictos y, si es necesario, interponer las acciones policivas por perturbación al uso y goce de su unidad privada, para que la autoridad actúe de acuerdo con lo previsto por el Código Nacional de Policía.

Fuente: eltiempo.com

Avacol Avalúos de Colombia. Grupo empresarial inmobiliario con más de 25 años de experiencia ofreciendo soluciones en temas inmobiliarios y de construcción.

Avalúos – Arriendos – Ventas – Construcción – Consultoría Inmobiliaria.

Casos en los que residentes deben pagar revisión de ascensores

Al respecto, hay una queja recurrente de propietarios de los primeros pisos.

Si el propietario de un apartamento u oficina del primer piso no lo quiere utilizar para subir o bajar a otro bien privado o común. o a su parqueadero, no estaría eximido del pago de expensas.

La propietaria de un apartamento en un edificio comenta: “A raíz de la actualización que se les debe hacer a los ascensores, de acuerdo con la nueva norma, los que ocupan el primer piso dijeron en la asamblea que –de acuerdo con la Ley 675 y su artículo 29– ellos no estaban obligados a pagar la renovación. Sin embargo, tengo entendido que si lo usan para bajar al depósito y sacar y entrar el carro y luego subir al primer piso, sí están obligados. Les agradezco si me orientan sobre los deberes de los administradores en tal sentido”.

Respuesta. Desde el Acuerdo 470 del 2011 del Concejo de Bogotá, reglamentado por el Decreto Distrital 663 del mismo año, se definió la obligación de la revisión general anual de los sistemas de transporte vertical en edificaciones en Bogotá.

Posteriormente, mediante la Resolución 092 del 2014 del Fondo de Prevención y Atención de Emergencias en el Distrito (actualmente, Idiger), se estableció expresamente que los administradores o propietarios de estos sistemas deben contratar el diagnóstico y la revisión del funcionamiento con personas acreditadas por la entidad competente, las cuales certificarán su óptima operación, según las Normas Técnicas Colombianas (número 4349 incluida en Decreto 1077 del 2015).
Por otra parte, el parágrafo 3º del artículo 29 de la Ley 675 es una disposición imperativa y de obligatorio cumplimiento en los edificios de uso residencial y de oficinas, que cumplan con los requisitos que allí se definen.

Además, la norma establece que en este tipo de inmuebles, los propietarios de bienes de dominio particular ubicados en el primer piso no estarán obligados a contribuir al mantenimiento, la reparación y la reposición de los ascensores, pero prevé como condición que “no exista servicio de ascensor para acceder a su parqueadero, depósito u otros bienes de uso privado o a bienes comunes de uso general”.

Esto significa que si existe el ascensor y el propietario de un apartamento u oficina del primer piso no lo quiere utilizar para subir o bajar a otro bien privado o común. o a su parqueadero, no estaría eximido del pago de expensas por los conceptos señalados, sino que le tocaría asumir la respectiva contribución.

Hay que cumplir la ley

La administradora de otro edificio ubicado en el barrio Nicolás de Federmán, en Bogotá, hace una consulta similar: “Cuando se elevó a escritura pública para modificar el reglamento de la propiedad horizontal, con el fin de acogernos a las disposiciones de la Ley 675, no incluimos el parágrafo 3º del artículo 29 (donde dice que los propietarios del primer piso no están obligados a pagar las expensas por el mantenimiento, la reparación y la reposición del ascensor), porque históricamente todos contribuían con esa obligación.

“Sin embargo, en vista de que una nueva propietaria del primer piso reclamó, se realizó la asamblea ordinaria de febrero pasado donde se evaluó la legalidad y el respaldo de la norma. Por eso, decidimos que a partir de la fecha los pagos por concepto del ascensor los harán los propietarios del segundo al quinto piso. Pregunto: como ese parágrafo no lo incluimos en la escritura de modificación, ¿es necesario elevar a escritura pública la omisión o no por lo que es una disposición de la Ley 675?”.

Respuesta. Como lo afirmé en la respuesta anterior, la norma es imperativa en lo que se refiere a edificios residenciales y de oficinas. Solo se requiere que esté prevista en el reglamento de propiedad horizontal, cuando se trate de otros usos. La decisión de la asamblea y el cumplimiento que aprobó el presupuesto de acuerdo con la ley es de carácter obligatorio.

Fuente: eltiempo.com

Avacol Avalúos de Colombia. Grupo empresarial inmobiliario con más de 25 años de experiencia ofreciendo soluciones en temas inmobiliarios y de construcción.

Avalúos – Arriendos – Ventas – Construcción – Consultoría Inmobiliaria.